LA PROVINCIA

Cuestión de pesos 


Por MARISA ALVAREZ

La dimensión que alcanzó la discusión salarial en la administración provincial viene a mostrar, entre tantas otras cosas, que las tensiones políticas que signan la interna del oficialismo desde hace un tiempo suelen estar -con las excepciones del caso- muy lejos de las problemáticas de fondo, los problemas "reales" con directa repercusión sobre la sociedad.

abre comillasSi el Gobierno convocó 'tarde' a la paritaria, los gremios docentes aportaron lo suyo, llamando 'temprano' al parocierra comillas

La negociación de los sueldos docentes ingresó en un nudo difícil de desatar, con la peor consecuencia posible para los alumnos: que las clases arrancaran con paro; una huelga que sólo se cumple en las escuelas públicas y no hace más que ampliar la brecha de la calidad educativa entre la enseñanza estatal -la que alguna vez todos recibimos y la que nuestros padres querían que recibiéramos- y la privada.

Múltiples factores contribuyen, desde ya, a conformar esta situación de conflicto. Aunque nadie ignoraba que serían difíciles y largas, las discusiones comenzaron tarde -muy cerca de la fecha de inicio de clases- en la Nación -donde se marca rumbo en materia de aumentos y niveles salariales- y en la Provincia. El calendario lectivo entró en vigencia y la discusión recién está en el primer punto, el monto del básico, cuando en realidad la definición de los nuevos sueldos incluye varios y complejos aspectos, algunos de los cuales podrían desanudar las diferencias por el mínimo.

Si el Gobierno convocó "tarde" a la paritaria, los gremios docentes aportaron lo suyo. Decretaron un paro de dos días unos y de cuatro otros, cuando salieron de la primera reunión, en la que consideraron "insuficiente" el sueldo inicial ofrecido. Tan "temprano" llegó la medida de fuerza, que cuando el Gobierno hizo la segunda oferta ya habían "sucedido" los paros. No hay novatos en estas lides sentados a esta mesa que, de negociación, ha tenido hasta ahora poco y nada. La segunda reunión duró menos que la primera, no se avanzó un milímetro en la discusión y ya hay más paros convocados en puerta.

EL ROL DE LA NACION

También el gobierno nacional aportó su cuota. Los memoriosos de la Administración bonaerense recuerdan con nostalgia los tiempos en que era la Casa Rosada -Néstor Kirchner- la que definía negociaciones docentes empantanadas y le decía al gobernador que aceptara los niveles salariales que pedían los maestros. Con el compromiso de la Nación, claro, de definir esquemas financieros que permitieran pagar esos sueldos.

Esta vez, el ministro Sileoni empezó tan tarde la negociación nacional que dejó a las partes bonaerenses sin tiempo antes del inicio de clases. ¿Debieron los funcionarios de Daniel Scioli haber abierto antes la discusión provincial? Sin duda, tratándose -como se dijo- de una paritaria en la que se definen múltiples factores vinculados a la cuestión salarial.

Con todo, está claro que el gobierno nacional apunta a imponer en esta paritaria una pauta de aumento que sirva de antecedente para el sector privado (no, por cierto, para los legisladores nacionales), que está por debajo de las pretensiones de los docentes bonaerenses. Y el rol fundamental que asumió la Casa Rosada en esta negociación quedó en evidencia con las críticas que la propia Cristina Kirchner disparó públicamente sobre los maestros, tensando aún más el clima en el que se desarrolla el conflicto.

Para el gobierno provincial, la resolución de esta disputa supera ampliamente el ámbito docente. Fija niveles de aumento para el resto de la Administración pública y por lo tanto demora negociaciones y abre tensiones y conflictos en otras áreas, algunas tan sensibles como los hospitales y la Justicia.

Detrás de las posiciones de todas las partes, en tanto, como telón de fondo y como razón, justamente, de esas posturas, está la realidad de los salarios retrasados y los recursos públicos insuficientes, la "manta corta", novedosa para la Administración nacional y rutinaria pero agravada para la Provincia.


TAMAÑO DEL TEXTO

ampliar | reducir
Con fecha prevista para el martes, en las escuelas públicas bonaerenses las clases recién empezaron el jueves o el viernes
Con fecha prevista para el martes, en las escuelas públicas bonaerenses las clases recién empezaron el jueves o el viernes
Redes Sociales Redes Sociales
Agregar a MeneameAgregar a FresquiAgregar a FlenkAgregar a GoogleAgregar a YahooAgregar a TechnoratiAgregar a Del.icio.usAgregar a DiggItAgregar esta página a Mister WongAgregar a Facebook